11-06-2019

Los efectivos de la comisaría local secuestraron un tanque de 500 litros. Un sujeto al ver a los agentes dejó abandonado el elemento para luego darse a la fuga.

Ayer por la madrugada, personal policial de la comisaría de Margarita Belen, incautó un tanque de agua de grandes dimensiones y también de dudosa procedencia. Un joven lo llevaba y, al ver a la móvil policial, se dio a la fuga.

Alrededor de las 3:00, los efectivos que se encontraban realizando recorridas de prevención y al circular por avenida Costa Inés, observaron a un sujeto, trasladando un tanque de agua, quien al notar la presencia policial dejó abandonado el elemento para luego huir hasta perderse de vista.

En el lugar constataron que se trataba de un tanque de 500 litros, el cual fue secuestrado y trasladado a la comisaría, a fin de determinar la propiedad del mismo. Asimismo, continúan con tareas investigativas a fin de dar con este sujeto.

  • No existen Eventos a la fecha.