01-02-2019

La unidad funciona y depende de la División Antecedentes Personales. Su importante labor permitió esclarecer varios hechos delictivos.

Si de juntar pruebas que ayuden a esclarecer una acción delictiva se trata, no pueden faltar peritos de la Sección Rastros. Afirman de la unidad que si el ladrón “deja una huella”, es solo cuestión de tiempo para capturarlo.

Recolectar huellas digitales y cotejarlas con personas vinculadas a delitos es su función específica. Roberto Maidana, Oficial Principal, Licenciado en Criminalística y actual encargado de la Sección Rastros, dio detalles de cómo funciona la unidad.

Explicó que las “primeras diligencias” surgen poco después de que “ocurre un ilícito”. Acción seguida, “la comisaría jurisdiccional”, solicita su intervención.

“Desde la unidad sale un equipo técnico que realiza tareas específicas en el recinto donde ocurrió un robo, hurto u otro delito”, pormenorizó el Licenciado.

“El paso siguiente, consiste en cotejar esas huellas que afloraron en la escena con las huellas que tenemos incorporadas en nuestro sistema de gestión de datos y el sistema federal”, puntualizó.

“AYUDAMOS A RESOLVER VARIOS DELITOS”

El Oficial manifestó que sus trabajos “son requeridos por todas las unidades de orden público del área capital y algunas de zona interior”.

Además, detalló que gracias al trabajo realizado por peritos de la Sección Rastros “la Policía logró resolver varios delitos”.

OPERATIVOS

En tal sentido, manifestó son los “efectivos de las unidades policiales y personal de la División Delitos Sistémicos”, quienes terminan el trabajo que ellos comenzaron.

“Son ellos quienes diagraman operativos para lograr la detención de los acusados”, aseveró.

CAPACITACIÓN

El Licenciado Maidana contó que el personal que tiene a cargo “está capacitándose continuamente”, situación que les permite realizar cada vez un mejor trabajo.

“De esa manera podemos contribuir con la seguridad en la lucha contra el delito”, concluyó.  

  • No existen Eventos a la fecha.